Archivos Mensuales: mayo 2014

LA HABITACIÓN QUE MÁS ME GUSTA DE MI KELI

Hace más o menos  un mes me puse a preparar la  habitación de los niños.

Iba a comprar un vinilo pero despues pensé que – visto el precio y mi aficción a la pintura- porque no crearlo yo. Así lo adaptaría a mi gusto,medidas, colores…  podría invertir mi tiempo y dejar un recuerdo entrañable  para mis hijos.

Siempre me ha gustado pintar o crear cualquier cosa a mano, pero nunca me había atrevido con un proyecto de esas dimensiones. Pelirrojo directamente me preguntaba si iba a ser capaz y aunque yo sabía que sí, me ponía en duda el muy bandido!!!. Al final me tiré al barro, compre los materiales y que saliese lo que saliese…si el resultado era un churro llamaría al pintor y que volviese a poner la pared como estaba.

El dibujo en sí lo tenía claro, un trocito de naturaleza en el rincón más querido de mi casa. Así que me dispuse a pintar dos arboles que serían la sombra y cobijo de mis chiquitajos. Con el pasar de los días- y desde aquel sofá- los ví crecer, les salieron hojas y más tarde dos koalitas super graciosos…como los que invaden a diario mi barriga.

Han sido ratos maravillosos de pintura en soledad, que me han hecho darme cuenta que disfruto bastante entre brochas, aún con el barrigón y mis limitaciones, pues tenía que hacer descansos continuados, ha sido una tarea muy agradable. Tal vez porque me encanta o tal vez porque lo hacía para ellos. Así que he pensado que no quiero dejarlo y despues del embarazo, si me queda tiempo, trataré de desarrollar esta faceta artística que tengo algo abandonada. Y así, si me saco un dinerito extra, mejor que mejor.

Me hubiera gustado tomarles las fotos finales con las cunas ya en casa, para que vierais el resultado  al completo, pero me da cosilla aún llamar a la tienda y mandar que me las traigan ya. He decidido esperar a la semana 30 que para entonces tendré 7 meses y algo porque verlas ahí , no sé… es como que me entra el canguelo y quiero estar lo más serena posible.

Todos estos preparativos me hacen pensar inevitablemente en ese momento: el parto, que no quiero se adelante. Mi meta es llegar a la 35 pero alcanzando las 32 semanas ya considero que mis peques  habrían superado los mayores peligros. Asi que ahora en esta recta final que me queda, trato de descansar mucho, dejo que me mimen más, me alimento muy bien y escucho mi cuerpo que sabiamente me manda pequeñas señales.

Los mellis se han hecho con el control absoluto y ahora sus pataditas rozan a veces el calibre de “patadones”, pero tiene su punto divertido. He descubierto un truqui, cuando se ponen muy inquietos les enchufo el spotify en la panza con musica relajante y se calman. Tambien es increible como detectan el calor de  una mano, la dejas quieta y la vas desplazando muy, muy lentamente…como por arte de magia la van siguiendo!!!…les encanta que los acaricie y para eso, no escatimo en tiempos.  Es magia verlos responder al otro lado de la piel.

Lo de cantarles es otro cantar, valga la redundancia…yo soy un desastre en esos menesteres! jajaja y me da una venguenza horrible. Me gustaría hablarles más, puesto que ya  escuchan mi voz duplicada y la distinguen perfectamente, pero me veo como extraña para que os voy a engañar…no los visualizo aún. Hasta que me pegan una buena patada en depende qué lugar estrategico y entonces se que sí….que son muy, muy reales… …”  la madre que los parió!!!”- grito y despues me rio.

…….pobres!!!! ¿que culpa tienen ellos?…Cada día son más grandes y mamá se hace más pequeña. La vida misma!!.

 

Os dejo las fotos de la evolución del mural.

Ahora estoy en otro proyecto más facilón,

así por lo menos se me pasan las semanas entretenida y me evado de miedos e incertidumbres.

¡¡¡¡¡Que poquito queda!!!

¡¡¡¡y qué ganas tengo de abrazarlos!!!!!

IMG_3646 IMG_3716 IMG_3745 IMG_3759 IMG_3777 IMG_3780 IMG_3797 IMG_3912 IMG_3915

IMG_4046

DSC_0144 DSC_0136 DSC_0133

 

 

“A veces llueve en la habitación que más me gusta de mi keli…”

Anuncios

AFICIONES TEMPRANAS…..e inevitables!

Hoy entrada cortita, de esas light… que vengo empachada* (tambien admisible: merengada) del fin de semana.

Os dejo un video que me arrancó unas cuantas risas el otro día, dos gemelitas bailando reaggeton al unísono…me hizo mucha gracia que tan pequeñas ya andaran coordinandose de esa forma. Y como no, que me lo digan a mí, que voy comprobando como se ponen de acuerdi para patearme los interiores….tris, tras, tris, tras… bonita bateria la vejiga de mami!!! jajaaj.

Digo yo que mis pequeñajos es dificil que salgan reaggetoneros pero cuando oigan el Himno de la Champion o en su defecto el del Real Madrid,  de seguro tengo que se pondrán a bailarlo al compas. Lo reconocen seguro. … Lo que me espera!

 

Ahhhhh, se me olvidaba…aún  me queda el mundial este verano. ¿sobreviviré?…y lo que es aún más dificil ¿podré evitar que algún gracioso/a les regale la camisetita del equipo o selección?….Ahí ando muy pero que muy dudosa.

ENGORDAR EN EL EMBARAZO

25+5. Perfil Sancha Panza rallada… jejeje.

Uno de los temas que más preocupan a las mujeres de por sí es el de la línea, eso no es nada nuevo… si hablamos de engordar durante una etapa tan importante como  es el embarazo, en donde se precisan esos kilos de más para la correcta salud del feto…. la controversia está servida. ¿Cuanto se supone es lo correcto? ¿Debe haber reglas sobre esto? ¿nos deben controlar a las mujeres estrictamente en este sentido? ¿se puede exigir que todas rocemos los mismos parámetros?…

Pero me ceñiré aún más, si acotamos a un caso de embarazo gemelar………apaga y vamonos, las opiniones pueden ser de lo más dispares e ilogicas.

Resulta que ayer en la cita de revisión mensual en la SS una enfermera me dio un “toque” porque segun ella decía que andaba “pasailla” de rosca y que tenía que suprimir dulces, heladitos, tapitas y demás. Me sorprendió bastante que considerara que 8 kg en 6 meses y medio de embarazo multiple fuera demasiado, así que le dije que cuanto era el tope (aquí casi me da la risa) y me dijo que de 9 a 12, igual que un embarazo normal. A lo que yo, me quedé un poco atonita y le respondí si era consciente que tenía a dos bebes en la panza…pero ella, erre que erre….”eso da igual, lo mismo que un embarazo normal”. Y seguimos con la conversacion…

– No puedes comer por 3, tienes que comer por tí.

– Pero yo como normal, como siempre, más bien poco, más que nada porque está en mi naturaleza y no puedo hincharme, mi estomaguillo no me lo permite.

– A veces no es solo la cantidad, sino las marranadas que te metes……. (os juro que aquí casi me dan ganas de darle un sopapo ¿y ella que sabe lo sano o no sano que yo como?)….ya sabes, el veranito, los heladitos, las terracitas…..( en esta ultima palabra puso un tono especialmente sospechoso, vamos que seguro tengo que ella era la primera adicta a eso de aposentar su culete en la terraza de turno y meterse cada tapa y cervezorro que lo flipas).

– Bueno……..no me privo, pero tampoco abuso.

– Es que a partir de ahora es cuando más se engorda, tienes que tener en cuenta eso, te puedes descontrolarte ( …y mientras lo decía yo me imaginaba a mi misma en plan ballenato surcando a duras penas los pasillos de mi casa…)

Y ya llegó la gine que andaba en el baño  mientras la enfermera me contaba cuatro lindeces para asustarme y/o desmoralizarme. O tal vez para que no me confiara, igual es su modus operandi pero me fui de allí con más sal en la mollera que un bacalao recien salado.

Posteriormente la gine se dispuso a hacerme la eco y los niños estaban super bien, hasta  me felicitó porque andaban sorprendentemente bastante parejos y grandotes, el femur y la cabeza les mide exactamente igual y de peso no se llevan más e 10 gr uno de otro. Además están por encima del peso apropiado para la edad gestacional en la que me encuentro. ¿y que hago yo si tengo a dos supermanes dentro? jajajaj, lo que sería una locura sería ponerme hacer dieta ahora, querer estar silfide o pretender que engorde lo mismo que si tuviera uno……¡No me salen las cuentas!.

Total que la enfermera siguió con su rollo contandole a la gine – que había estado ausente en el momento bascula- la burrada que había visto en mi peso ¡¡¡¡¡¡8 kg!!!!!  le he dicho que anda pasada…. Y la gine miró el papel y no dijo ni muuuu. Vamos ni una sola palabra. Digo yo que si realmente me hubiera visto pasada, hubiera hecho inciso en eso, pero no le dio la más minima importancia.

Nos despedimos hasta el proximo mes y yo me fui a mi casa con la mosca detrás de la oreja. Llegué y me documenté lo más que pude en el tema kilos en embarazo doble, utilizando Internet y algunos libros que tenía en casa. Yo ya creía haberlo leído antes y efectivamente no encontré ni un solo lugar que dijera lo que me había asegurado aquella mujer. Vamos que las cosas caen por su propio peso y lo mismo que no es igual criar a un bebe que a dos a la vez, tampoco es lo mismo llevarlos dentro….¿o es que vamos a hacer invisible a uno de mis niños?. Resulta que barajando cifras, algo que detesto, pude ver que en un embarazo normal lo saludable son de 9 a 12, mientras un embarazo doble lo ideal son de 12 a 17. Nada comparable.

Pero esto no son matematicas amigas, cada cuerpo responde de una forma y no me parece nada pero nada bien que se mire tantisimo este aspecto durante el embarazo. En  mi caso soy de complexión más bien delgada, jamás he estado gorda ni he hecho dietas y ahora me miro al espejo y no me veo otros kilos que los de mi panza, enorme eso si!!!. De espaldas ni parece que esté embarazada pero me parece muy normal que entre liquidos, volumen en sangre, placentas y bebes -más bien grandotes-  haya hecho 8 kg. Otro peso menor tambien sería posible en otra persona, e igual tambien otro superior en otra bien distinta.

Lo que me da la sensación de todo este tinglado es que pretendemos reducirlo todo a numeros, parametros, pesos ideales…cuando cada ser humano y -sobretodo- cada mujer es distinta de la otra. Tambien saco en claro que se nos exige demasiado al sexo debil, ahora además de tener un hijo o dos o los que sean, se nos reclama salir iguales despues de 9 meses de embarazo, darle teta el mayor tiempo posible, compaginar trabajo, hijos y marido en una perfecta, armoniosa e ideal mamá del siglo XXI. Una utopía que creo permitimos nosotras mismas entrando en esas competiciones tontas. Me da la risa porque – a veces no pocas- son las propias mujeres las que lanzan la zancadilla para desmoralizar, asustar o dejar por debajo a la otra en un alarde de envidia o “tu eres peor que yo”….y lo que están haciendo es echando piedras a nuestro propio tejado. Si te fijas, las etapas de embarazo y maternidad son especialmente proclives a estas prácticas. Desde la imposiblidad de no quedarte embarazada, para lo cual he comprobado no se tienen escrúpulos ningunos por parte de algunas personas …. hasta el examen posterior de tu figura despues del parto…hasta  la demostración de quien es la mejor mamá del cole, del grupo, de la guarde… por encima de las otras – cosa que he visto y he vivido de cerca-.

Que no nos cuenten cuentos chinos, amigas, no entremos en esa dinámica y hagamos caso de nuestra vocecilla interior,  nuestra propia naturaleza, que bien sabia es. No queramos entrar en números ni competiciones absurdas, la vida es sencilla si dejamos de encasillarnos en unos límites que no nos permiten ser.

Seguiré cuidandome, cosa que no he dejado de hacer nunca…pero con lógica y sin amargamientos…y si tengo que engordar 13 como si engordo 16. Lo principal ahora es que esos dos mocosetes anden correctamente, que hagan su peso…si yo me quedo con 3 kg o 5 de más ¿ pasa algo?.  Ya recuperaré la figura en el mejor gimnasio del mundo mundial: su crianza; que seguro tengo que será bastante efectivo.

DSC_0098
Nadie, absolutamente NADIE, puede hacernos sentir inferior sin nuestro permiso.

 

 

 

 

A MI MANERA…

24+5 semanas
24+5 semanas

Llevo unos días que me siento realmente bien, debe ser que mi cuerpo se ha adaptado a esta mochila cada vez más inflada a la vez que -todo sea dicho-  atrapamiradas. Por donde voy triunfo, como la cerveza…jajajaj.Lo cierto es que se van los ojuelos de la gente en busca de las redondeces e incluso hasta las manos pero yo entiendo que mola tocarla… jajajaj, asi que yo me dejo.

Desde que he cumplido las 24 semanas (que se suponen marcan el inicio del tercer trimestre) no he hecho otra cosa que mejorar. En todos los aspectos. La espalda se me ha adaptado, ahora ando inclinada hacia atrás y con los pies de pato…un show ¡vamos! pero por lo menos no me duele… y la costillita de los c*****………… dejó de punzarme y puedo estar sentada y  hasta comer…antes os puedo asegurar que no había manera.

El caso es que esta mejoría, lejos de alegrarme al principio, no dejó de causarme cierta inquietud más tarde. De la noche a la mañana el dolor de costilla se esfumó y dejé de sentirme a un nene patear. Así, tal cual. Me notaba  la mitad de la barriga moverse y la otra, no. Al principio no le dí mucha importancia, pero paso un día y otro y mi error fue contarselo a pelirrojo, que se a su vez se hizo con esta idea y tuvo un sueño…….que posteriormente ni corto ni perezoso…me confesó ¿y para qué?. No le conteis nunca sueños malos a una embarazada, por favor!!!. El caso es que me emparanoié en esta idea y mi niño del lado derecho sin dar señales el muy travieso. En el fondo de mí algo me decía que todo iba bien, que la propia naturaleza me avisaría de otra cosa… que mis dos niños estarían ahí tan sanotes pero igual habían rotado de posición y de ahí la explicación a la mejoría…..pero ¿y si no? la intranquilidad no dejaba de visitarme…El caso es que habíamos vivido en los ultimos días tantas emociones familiares concentradas que temí que este cambio fuera signo de algo malo. Así que me dispuse a llamar al privado que casualmente tenía un congreso y no podía darme cita hasta una semana despues. Decidí irme a urgencias a que me hicieran una ecografía, quedarme tranquila y comprobar que todo estaba correcto. Me trataron muy bien y me entendieron perfectamente, al fin y al cabo llevo no una sino dos criaturas, soy primeriza y el miedo siempre acecha de una u otra forma a las que nos costó tanto embarazarnos. Allí estaban los dos nenes tan campantes, el de la costilla había rotado completamente y se hallaba en una posición totalmente diferente, estupenda para dejar a mama respirar un poco. No descarto que vuelva a darme la brasa más adelante porque según el medico aún tienen mucho espacio…….¿mucho espacio?….. ay dios!!! no quiero ni imaginar lo que les queda por crecer y  las dimensiones que va a adquirir mi bartola!!!.

Asi que, desde mi experiencia os diré que no os creais las teorías que dicen que el segundo trimestre es el mejor porque para mí estuvo lleno de achaques, ni las que aseguran que el primero es horroroso y vomitivo porque en lo que a mí respecta ha sido por ahora, el mejor. Y lo que llevo de tercero pues mucho menos catastrofico y duro de lo que lo pintan…..aunque se que me queda mucho, pero mucho por delante pero lo enfoco con ganas.

Deciros que todo el mundo me dice que tendré un verano horrible, que no llegaré al final, que la calor será insoportable, que me hincharé, que apañaré una bartola enorme, que no podré respirar… ¿porque a la gente le gusta tanto pronosticar? les voy a colocar el gorro de Rappel. Pues yo creo que pasaré un verano estupendo. Broncearé mi piel y utilizaré la piscina para refrescarme y moverme mejor. Ayer me pegué el primer baño de esta temporada y el agua está de vicio. Me siento una pluma acuatica y voy a empezar con algunos ejercicios de natación que me estoy descargando de internet. Además mis niños nacerán en verano, una época para mí maravillosa…se librarán de los frios de los primeros meses, podremos pasear y sus cumpleaños futuros los celebraremos en la terraza, al aire libre, como siempre me ha gustado.

IMG_3861

He empezado con el sindrome ese nido que dicen, moviendo armarios, ropa y preparando la casa para cuando lleguen. En los últimos días he arreglado el jardín con mi madre, ella plantaba y yo dirigía…jajaj, pero lo hemos pasado realmente bien untandonos de tierra, humus y raíces. He dejado las macetas justas y necesarias, las más supervivientes porque se que pasarán a un segundo plano de mi tiempo durante una época y pelirrojo no es muy jardinero que digamos, más bien todo lo contrario, así que no voy a echarle ese cargo.

Tambien me he dado permiso para gastar en mis niños ¿creo que ya lo merecen, no? y  le he comprado algunas cositas preciosas, las más basicas y las que creo que la gente no me regalará…y esto ha abierto la veda para que la familia me empiece a comprar tambien, así que el armario gemelar se está llenando. Es una tentación la ropa de bebe y hay cosas tan, tan monas que es dificil resistirse.

IMG_3867

Por ahora he pensado vestirlos diferentes, no termina de gustarme la idea de iguales porque al fin y al cabo quiero que cada uno tenga su identidad desde bien pequeñitos, no dejan de ser dos personas diferentes seguro que con inquietudes distintas aunque tengan un lazo de unión más fuerte que otros hermanos. Se que mucha gente caerá en la tentación de comprarme  similares porque es más sencillo y conmovedor verlos así tan parejitos… pero ya dependerá de mí colocarselo el mismo día…jejeje.

Las camisas y patucos blancos son mios...mi madre ha sabido conservarlos así de bien. Qué mami más estupenda tengo!!
Las camisas y patucos blancos son mios…mi madre ha sabido conservarlos así de bien. Qué mami más estupenda tengo!!

El carro gemelar ya está elegido, será en paralelo y no en tandem porque me gusta que ambos vean lo mismo y yo visualizarlos por igual. Será un buggaboo azul clarito con lineas marineras, ya que se pliega facilmente, se convierte en uno  y es la opción que hemos considerado más acorde en peso, repuestos, movilidad etc.

 

 

Me faltan todavía muchas cosas porque solo he comprado lo fundamental y porque se que mucha gente me visitará con regalos. Yo hice muchos, muchísimos porque mi marido tiene un gran número de digamos “conocidos” y es muy cumplido  en ese tipo de compromisos. La verdad es que me costó bastante tragar con esta parte durante mi epoca sin hijos, no lo pasé nada bien ideando regalos para gente que ni les tengo apenas cariño, ¡que ni veo! cuando yo no me podía quedar embarazada… era lo último de lo ultimo que me apetecía,…y me llevó algunas discusiones de pareja. Por suerte fuí convenciendolo y nos fuimos despegando un poco de esa forma unánime de organizarlo todo con respecto a los hijos. Yo pretendo siempre hacer las cosas a mi manera y eso lo sé desde hace mucho, pero en pueblos como este algunas personas pronto se apuntan a modas y necesidades tontas que se crean ellos mismos y para con los demás. Como si les faltara iniciativa que esperan que los otros hagan algo para repetirlo todos como clones…..lo mismo  es que disfrutan así, yo eso no lo critico, pero que no me obliguen a mí a caminar por su misma línea si yo pienso diferente.

A las visitas siempre les he tenido mucho pánico, os confieso que quizás más que el parto. Se que las primeras semanas la gente se agolpará en mi casa en masa y entre lo poco que me gustan las llegadas masivas de “desconocidos” y la adaptación tan grande que suponen esos días, no se, no se….puede que esto me desquicie. Además no me gusta nada que me digan como tengo que hacer las cosas y se que muchas voces femeninas querran darme clases, porque como ya han sido madres ya es como si tuvieran el título de pediatría…jajajaj igualito, igualito. Yo soy la última de la trupe y me tocará pagar el pato, aguantar el consagrado “hazme caso que te lo digo de buena tinta”,  pero espero que me resbale lo justo para no decaer.

Respecto a las visitas, no es que sea persona solitaria, pero me gusta estar en confianza,creo que como a cualquiera …y más aún si me tengo que sacar una o dos tetas dado el momento….jajaj. No se como voy a hacer esto!!, tengo tantas dudas!!! y sobretodo quiero atender a mis chiquitinis como merecen en esos primeros días de su vida, pecar de novatosa…aprender de mi propia experiencia y equivocarme con mis propios errores. Así que espero no perder los papeles y tener la paciencia justa y necesaria con el mundo mundial. Para ello tambien me estoy mentalizando.

Leo mucho sobre  lactancia gemelar que me encantaría practicar el máximo tiempo posible porque es un vínculo a mi parecer precioso, natural y muy humano; ya veremos si el cuerpo me responde y voy aprendiendo a dar pecho y biberones a pares. Tambien mucha gente pronostica que no podré hacerlo, que no tendré suficiente, que tendré que dejarlo… pero esto lejos de desmotivarme lo que me provoca es justo el efecto contrario. Estoy descubriendo que en esto de la crianza hay que escurrir muchas frases de sabedores y sabedoras, que se creen genios de la materia y utilizar lo mejor desde siempre: el propio instinto.

Lo que voy a vivir dentro de poco no deja de ser un reto, un gran reto para mí…mi intención no es ser la mamá perfecta, cosa que no lograré, sino justo la que mis niños necesitan para ser felices. De cara al exterior no me interesa demostrar nada, sí con mis hijos. Esas son mis espectativas y me las repito cada día para que no se me olviden, soy una persona bastante perfeccionista y se que puedo equivocarme y sufrir facilmente dada mi tremenda exigencia para conmigo misma. Aún así me considero en el fondo positiva y alegre, cada día me sorprendo a mi misma, el embarazo te hace cambiar muchos básicos de tu caracter, cosas que siempre creiste o que te definieron durante décadas… Me alegro mucho de haber tenido la oportunidad de vivir esta experiencia tan marcada, tan cambiante; pero tambien se que la felicidad está dentro de nosotros y de nosotros mismos depende sacarla, de nadie más, de nada de lo que nos suceda alrededor. Creo que personas que no tienen o no pueden tener hijos tambien pueden llegar a ser muy, muy felices si encuentran la manera de serlo. El secreto no esta lejos solo hay que invertir las desgracias (que todos tenemos) y vivir la vida en esa NUESTRA MANERA.

IMG_3847

Detras de cada película, de cada escena, estamos nosotros mismos, ni más ni menos. No hay ningún personaje tan importante.

¿Porque no ser lo que somos? Atrevernos a confiar en nuestra forma de hacer las cosas.

Os dejo el trailer de esta peli que ví anoche y que realmente me emocionó en varias secuencias, a la par me hizo reflexionar sobre la peculiariedad de cada forma de vida, la sociedad, la crianza o valores como la valentía y la fuerza interior. Tiene una fotografía estupenda y lo mejor: la visión peculiar de una niña con mucha imaginación. Es conmovedora y a la vez muy poética, así que puede provocar que te guste mucho o que la detestes, yo aviso…jajajaj. No deja de ser cine independiente de USA,  con sus silencios, sus reflexiones y sus dialogos tremendamente fulminantes…a mi me encantó.

 

 

Feliz semana!!

y ya sabeis,….

no dejeis nunca de hacer las cosas a vuestra manera.

Es -sin duda- la mejor!!!

Que buen rollismo veraniego me da esta canción!!! ….

¿bailais esta salsa conmigo?

 

 

UNA SESIÓN DE FOTOS CON MIS MELLIS

Ahora que nadie me oye diré así por lo bajini que síiiiiii, que sois guapísimos. Tal vez sea orgullo de mamá que tiene que alimentaros, pasearos y sentiros cada día y a la fuerza se os quiere: las cosquillitas y las pataditas, que ya nos vamos conociendo, eso va haciendo mella en este corazoncito …y la costillita…eh? esa no la dejais ni a tiros…ajajaj. Pero ahí queda, que os estuve echando el ojo muy pero que muy bien. Por el catalejo y más de una hora.

Fuimos hasta el lugar de la cita donde nos iban a regalar una sesión de fotos 4d con vosotros…..¡madre mía, Jennhy! que modernuras…cuando yo era enana no existían esta clase de sensacionalismos, que lo sepais. Vais a tener más perfiles que la Estaban, y eso no se si me gusta…pero bueno, como se dice por ahí “a caballo regalado no le mires el diente”.

El viaje fue mejor de lo esperado, ya sabeis que vuestra mamá se está poniendo de un delicao que asusta y hasta el coche y los viajes que es lo que más le pirra en la vida vidal, ahora la marean. Pero bueno, despacito y sin prisa, fuimos haciendo paradas hasta llegar al lugar acordado. Otra prueba más superada…bien por mamá!!!. Y así nos vamos moviendo con los días: vosotros, yo, ayuda de papa, yo, vosotros, papá……¡y cada vez más vosotros! ….

Nada más llegar tuvimos que firmar la hojita de rigor, que ya viene siendo costumbre hasta para ir a comprar tomates…espero que cuando por fin os vea no me vengais vosotros tambien con la hoja de reclamaciones bajo el brazo, en vez del famoso pan….ainssss. Lo dicho: firma de mamá al canto, el papá ni fu ni fá…ea, que para eso no os lleva en la panzuki…jajaja.  Resumiendo lo que allí se relataba….Esto no es un reconocimiento médico, ni por asomo, aquí venimos solo a hacernos fotos. Bueno, pues vale… a ver si mis mellis son fotogénicos o qué.

Mientras esperabamos nuestro turno en la sala de espera, papá y mamá discutían asombrados sobre si a la gente en general le merecía pagar ese tipo de sesiones en donde no se hacía absolutamente nada de acopio ni recuento de datos médicos o diagnosticos. Allí se va a ver a los nenes, punto.  Papá decía que lo más importante para él era que estuvierais bien y saber lo máximo posible respecto a eso. Yo añadía que nunca pagaría por eso, y que tal vez nosotros pues eramos una clase de mal pensandos intranquilos que siempre necesitabamos un médico que nos dijera que todo iba bien. Pues sí, puede ser… ese relajamiento quizás les entre a quienes son papas primerizos y lo consiguen rápido,o simplemente a quienes piensan que todo irá rodado…nosotros andamos en otro curriculum, que hemos vivido lo que hemos vivido… y aún nos quedan miedos sobrantes.

Mientras, salía una pareja un poco con cara de decepcionados, porque su bebe no se había movido nada de nada y estaban retrasando la cita para otro día. ¡vaya por dios! estaría tan agusto durmiendo…pensé yo. Si es que nos pasamos queriendo ver lo que no se puede ver. Y me vino la imagen de una niña de 5 años que en un dibujo en clase me pintó a su mamá – que estaba en estado de buena esperanza- con un bebé dentro. Y se veía todito, todo……jajajaj. Me reí para mis adentros, tal vez tendrían que contratar a esa chavalilla.

Cuando ya nos levantamos para ir a la sala, mamá leyó un cartel con unas letras en naranja y negro encima de un sofá muy trending, porque,  por si aún no lo sabeis, a ella le gustan las frases más que a un tonto un lapiz. Y allí se quedó navegando en aquellas 20 palabras que venían a decir lo que  tantas veces había pensado: que todo lo que vive y lo que siente una madre lo percibe en paralelo su bebé. En mi caso, dos. No me escaqueo de vuestra vigilancia, pues. Y en esa reflexión no pude evitar ponerme un poco tristona de tremenda responsabilidad porque es cierto que no todo han sido risas en este embarazo, y lo ultimo que yo quisiera jamás es contagiaros de ese tipo de días en los que lo veo todo negro. Así que me apunté la tarea de regalaros el máximo de sonrisas posibles,  ¡que sois yo a través de mí! no me parece poca la interconexión…y eso tengo que saber valorarlo antes de consentir ponerme un minuto al servicio de  estas pendencieras hormonas.

Por fin entramos en una sala de lo más relajante, con musiquita suave, un sofá para papá!! uyyyyyy que agustito ibamos a estar!!!.

Cuando repasamos las reglas, tuve que confesar a la chica del ecografo que mamá se las había saltado un poquito. Entre ellas figuraba no desayunar, y eso mamá sabía que nanai de la chinai…que ella iba a comer y si se movian menos, mala suerte.  El tema ya no es solo que tuviera hambre, algo que yo puedo soportar medianamente bien, sino que estos dos bandidos se han aficionado a patearme todos los días a las 7 de la mañana para que me levante a comer…..¡y no es broma!… a mamá le produce una estupefacción absoluta vuestras lindezas madrugadoras, vais a salir dos glotonzuelos de mucho cuidado, eso ella ya casi lo firmaría. No, no me parecía buena cosa dejaros sin comer.

Por suerte, vosotros, a pesar del desayuno estabais a vuestro aire, moviditos  y no hubo problema en ese sentido. La chica os hablaba tal cual si estuvierais ya alli, no sabemos si para hacerlo todo más vivencial o en aras de una simpatía inusitada. Yo miraba a papá y veía en su cara la poca gracia que le estaba haciendo aquel pavo femenino, pero a mi no me molestó porque pensé que de alguna forma lo más autentico de aquella sala era poder veros en directo. El resto era farfolla.

Y así estuvimos vuelta y vuelta, giro izquierda giro derecha para conseguir la mejor instantanea 4d, primero uno, despues otro, el mejor momento robado mientras os veía tragar liquido amniotico o jugar a los contorsionistas con manos y pies.

Y la lagrimilla de mamá asomando, como siempre. Qué maravilloso momento poneros cara y descubrir lo guapetones que sois, lo vitales que pareceis y el milagro que me parece teneros conmigo ahí, tan protegidos. Ahora comprendo que me tengais tan cansada, vistas vuestras dimensiones ya sois muy grandes y lo más increíble ya sabeis muy bien de la existencia el uno del otro. Y os tocais constantemente. El ratito que estuvimos observando lidiabais cabeza con cabeza, manos con pies, pies con culete…y todo ello en un juego a duo, como dos pequeños terremotillos.

Pero como todo lo bueno, se acabó y casi me alegré…porque el segundo de vosotros no paraba de taparse la cara, no sabemos si porque estaba hasta el moño de sesión 4d o porque la ecografa no paraba de llamarlo con golpecitos en mi barriga. Total, que se dió la vuelta y santas pascuas…miralo tú que listo, se giró para mami y ya no hubo manera de sacarle ninguna foto mas. La ecografa estaba la pobre exhausta y su gozo en un pozo, pero ya le dije yo que no pasaba nada que con las que había sería suficiente y como en todas ellas nuestro bebé se tapaba un ojito, pues lo bautizaríamos como el piratilla.

Nos imprimieron las mejores fotos y el resto nos las guardaron en un cd, ¡unas 80! menudo trabajazo….aunque para mí lo mejor fue teneros allí frente a mi, tan vivos, tan naturales. Hoy ya no sereis exactamente iguales que en esas fotos, aunque -como recuerdo es entrañable- todas las instantaneas pasan….y yo me quedo con los momentos, como siempre.

Por ahora, a mamá le resulta imposible sacaros del anonimato en el blog o red social,  me pareceis tan pequeños, tan indefensos…..pero a la vez esas caras ya os hace un poco personitas reales…y todavía no estais en mis brazos. Mis disculpas para las que ansiais verlos, no es otra cosa que protección…tendreis que creerme cuando os digo que son requeteguapos.

Pero claro ¿que voy a decir yo?