SUN- SUN- DEGUI.

DSC_0300 (2)Así se llamaba la “gatillita” de mis amores.

Sun como el Sol, y le añadimos la coletilla restante para hacerlo sonar ritmico y melodioso……¿no cuela?…Vale, os cuento la verdad!!…. le pusimos así  porque  se nos iba la olla (o se nos va?)  y ocurriosenos la bendita idea de ponerle nombre de  compañía de autobuses. Y más agusto que un arbusto que nos quedamos…

Pronto hará 3 años que desapareció, con sus pelos blancuzcos invadiendo nuestras ropas, sus ojos estrábicos y sus orejas grandotas.  Me tenía conquistada hasta la médula ¿para que vamos a engañarnos?…  a pesar del mal carácter gatuno y  del pasotismo que gastaba:  era ÚNICA y le daba vidilla a esta casa.

Fue muy fácil enseñarla y me de hecho me divertía haciéndolo. La adiestré para correr detrás de una pelota, para jugar al pilla pilla, para no maullar pidiendo comida cuando  cenábamos, para no tocar mis curradas jardineras, ……Solo hubo un par de cosas superiores a sus debilidades felinas….el  tentador sofá de piel blanca que aprovechaba para afilar sus uñitas en cuanto yo me despistaba y los días de “ponerse las botas” que para ella eran aquellos que yo hacía visita a la pescadería…No sé como, pero desde la puerta principal ya detectaba el olor a boquerón y maullaba como una posesa enredándose entre mis piernas como si la vida se le fuera en ello. Imaginadme, esquivando gato porque literalmente no me dejaba andar.

DSC_0301

Le encantaba lamer los restos de las latillas de atún,  las dejaba como el jaspe!! mientras le sacaba brillo hacía sonar sin querer un tintineo armonioso al contacto del metal con el suelo de  la cocina. Aquella melodía sonando mientras yo preparaba una ensalada tenía su aquel…

Pero su verdadera pasión, al igual que la de su dueña,  era disfrutar en la terraza. Se subía al muro  y se encargaba de vigilar los alrededores con su instinto felino, presenciándolo todo desde las alturas como una diosa. Era una gata chulesca, e iba de sobrada….. bufaba a cualquier perro o animalejo dispuesto a mirarla. Ese era su pequeño defecto: era un poco faltona.

DSC_0045

Recuerdo el primer día que la trajimos a casa…era tan pequeñita, un peluche mini… empezó a maullar y estuvo dos días haciéndolo, supongo que buscando a su mami…..Pero después jamás nos volvió a molestar en ese sentido.

DSC03335

Irradiaba como el  Sol y me quería un mundo. Se subía a mi regazo y compartíamos siestas, se asomaba  detrás de la pantalla del portatil pidiéndome atención, me desordenaba los pinceles, los apuntes, la ropa interior….me desataba los cordones,  se escondía bajo las tumbonas cuando me zambullía en la piscina en modo bomba (gran conocedora de mi mala leche), me espiaba en la ducha y se echaba siestas en la papelera del despacho . Me buscaba tesoros como saltamontes, lagartijas,  pajaritos…..y me los traía a la cocina vivitos y coleando, para que yo los viese en todo su explendor….aggg, que loca estaba!!!.

DSC_0303 (2)

Era  curiosona y le gustaba investigarlo todo. En una ocasión, en su afán de perseguirme a todos lados y olismearlo todo,  metió los hocicos en una bolsa de azufre que yo estaba utilizando para las plantas….. y la pobre se intoxicó… pasó unos días con el estomago chungo, hasta arroz tuve que hacerle!!.

Un día descubrí cuanto me apreciaba esa gata.  Sufrí un accidente con la trinchadora en casa y en cuanto ella detectó mi miedo y mi dolor vino rápidamente a mi rescate y comenzó a maullarme como nunca lo había hecho, con un sonido distinto al habitual. Hay que puntualizar que yo me encontraba en la cocina y ella en la terraza y no tardó ni tres segundos en aparecer. Con sus maullidos parecía decirme: “tranquila, tranquila…que te pasa??, no me preocupes!!”. Quedé maravillada con ese gesto tan cerca de lo humano…vamos que me dejó coladita… una vez que el susto quedó en nada (no me rebane ningun dedo, por suerte) volvió a pasar de mí como de la mierda. Pero eso era lo natural.

Una tarde de otoño desapareció sin más. Nunca se nos había escapado pero ese día dejamos el garaje abierto para entrar unas mercancías y se fugó… Regresó a los dos días y estaba herida, no era mucho, unos rasguños y poco más. Pero al poco volvió a conseguir escaparse y ya nunca más la vimos. Supongo que lo tenía en mente, no se la veía tranquila y solo quería salir.  La buscamos, preguntamos, recorrimos todo el barrio miles de veces….pero no vimos nada que por asomo nos diera pistas de su paradero.

DSC_0272

A día de hoy aún me acuerdo a veces de sus peripecias, cuando leo vuestras historias con los felinos, me veo reflejada en momentos de risas y la algarabía que había en casa cuando ella vivía con nosotros.  Aún así, su ausencia nos pesó tanto que a día de hoy no nos hemos vuelto a plantear tener gato.  Cuando ella se fue comenzó otra busqueda y pensamos (pobres ilusos) que pronto ese hueco sería subsanado por una criatura digamos más nuestra. Pero aquello tampoco pudo ser como se imaginó…

Ahora me quedan los peces, que he de puntualizar estoy haciendo grandes avances con ellos. He conseguido que coman de mis dedos (ya se fían de mí) y como siempre les doy por el mismo lado, en cuanto me ven se van para esa esquinita derechitos solicitando “chicha”….jajaj. Tan tontos tontos no son y memoria básica doy fe que tienen.  El problema es que quieren comer a todas horas, en cuanto me ven, zas!!!….a la esquina a darse cabezazos!!! Yo me río y  les hablo, por si acaso me entienden, es  que siempre estan tan calladitos y tan sosones…. Ya me gustaría que estuviera Sun para darles vidilla…

DSC_0007

Las mujeres y los gatos hacen lo que les place;

los hombres y los perros deberían relajarse y acostumbrarse a esa idea.

Robert A. Heinlein

Feliz viernes!!!

Anuncios

19 comentarios en “SUN- SUN- DEGUI.

    1. Es cierto, duele mucho perderlos.
      También tuve otro anterior a Sun que se murió de leucemia felina…..
      No tengo nada de suerte para los gatos!!.

      Besos, Eva.

  1. Era una preciosidad… Se les echa muchísimo de menos cuando faltan… A mí se me perdió hace años una gatita y aún a día de hoy me pregunto si todavía estará por ahí, si habrá encontrado un nuevo hogar, si estará feliz… Nos dan la vida, sin lugar a dudas. Un besote!!!

    1. Esperemos estén en buen lugar, con otra familia.
      Ojalá solo sea eso, pero yo creo que mi gatita andaba en alguna pelea, por los rasguños de los días anteriores.
      Aunque nunca lo sabremos, nos quedaremos con lo bueno que nos regalaron.

      Un besote, Alter.

  2. Cuando mi perro murió pasé una época complicada. Le adoraba. No soy capaz de tener otro, primero porque no quiero sufrir y segundo porque me recordaría mucho a él y no podría soportarlo.

    Las mascotas son una bendición, te cambian para mejor. Mi perro me recibía todos los días cuando llegaba de trabajar con una alegría que ya podía aprender mi marido (jejee…). A veces me miraba con unos ojitos que parecía que me decían “contigo al fin del mundo”.

    Muchos besos

    1. Me pasa igual, durante un tiempo me negué a tener gato: quería a mi gata, no a otra, ella era única…

      Ahora me lo vuelvo a plantear, quizás me anime.

      Los perros son mucho más efusivos que los gatos en sus recibimientos, pero a mí me encanta la independencia de los felinos!!.

      Un besito, Lucecita.

  3. Los gatitos son puro amor, pero además hacen una compañía tremenda. Son muy muy inteligentes y parecen comprender más de lo pensamos. El detalle de que corriera a ti cuando el accidente lo ha tenido la mía también, pues parece detectar cuando estás mal, y te acaricia la cara con sus manitas almohadilladas.

  4. Esos maulliditos diferentes de cuando te heriste, me los hacía mi gata cuando empecé con los pinchazos barriguiles. Se ve que notaba también mis nervios o lo que fuera, y no se despegaba de mi lado.
    A mi se me partiría el alma si la gordita se escapara, por suerte, no tiene por donde hacerlo (suerte para mi , claro).
    Hay un montón de animalitos esperando que los adopten, yo os animo a que lo hagáis.
    Un besote.

    1. Trax, lo notan, lo perciben. Eso es lo fascinante, saben que estás mal y no se desprenden…..para comérselos!!.

      Mi casa es demasiado diáfana, un gran inconveniente a la hora de tener un gato porque se te escapan aunque no quieras.

      Estamos pensándonoslo….en realidad tengo todo el kit gatuno.

      Besos.

  5. Me ha encantado toda la historia…Y a originales con el nombre no os gana nadie, jajaja!
    Está preciosa en las fotos. Ojalá haya encontrado otro hogar 🙂
    Besotes!

  6. Tu gatita era una aventurera y quiso conocer mundo! ¿Nombre de compañía de autobuses? ¡Ya os vale! 😀 Preciosas fotos, y las anécdotas que has contado de ella son más preciosas aún!
    Un beso:-)

    1. Ese es el problema de ponerle nombre de compañía de autobuses, la muy aventurera se nos fugó.

      Cien por cien reales esas anécdotas que no se olvidan.

      Besos, Maria Isabel.

  7. Uyuyuyyy… eso me suena a ligue. Nos pasó en casa de mis padres algo parecido. Al tiempo, y por pura coña, un día vimos a mi gata en un polígono, en unos jardines. Había un gato con ella y varios gatinos salvajes… jejeje… Con el tiempo nos quedamos con uno de los gatos, ya grandecitos, cuando la mami volvió a desaparecer… Siempre pensamos que estaría otra vez en celo y buscando ligue nuevo… je!


  8. Yo pertenezco al bando contrario ;). En mi casa vivieron tres hámsters rusos, no en compañía, sino uno detrás de otro. A la tercera despedida decidí que no podría seguir enterrando cajitas bajo tierra, la pena es tremenda por ridículo que parezca. Pero sólo los que sentimos la compañía de un animalillo sabemos lo que supone un adiós definitivo.

    Los pececillos te devuelven la sonrisa, a su modo, pero sí.

    ¡Bicos glup-glup!

Te escucho...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s